fbpx
Síguenos en las redes :D

Los 4 carácteres del ser humano

Apuntate a nuestra Newsletter

Y no te pierdas ninguna actualización


Uno de los grandes campos de la psicología es el estudio de la personalidad.


Sin embargo, en el momento de buscar maneras de clasificar y describir el estilo de comportamiento y pensamiento de los seres humanos, no solo se ha hablado sobre la personalidad, sino hay otro término que a lo largo de la historia, asimismo se ha empleado para procurar captar las particularidades de cada persona. Este término tiene por nombre carácter, y también procura dar cuenta de esas inclinaciones y tendencias de cada uno que son más fijas, constantes y bastante difíciles de mudar.

¿Qué son los modelos de carácter?


El género de carácter de cada persona acostumbra a ser entendida como la estructura básica sobre la cual se construye la personalidad de cada uno, con sus detalles y particularidades.


En las últimas décadas esto significa que el término temperamento se ha utilizado para hacer referencia a la genética de cada uno de ellos, la parte heredable de la personalidad, lo que significa que el temperamento de cada quien continuaría aproximadamente inalterado independientemente de las cosas que nos sucedan, el modo en el que aprendamos a gestionar nuestras emociones, etc.


Pero… ¿de qué forma nace la idea de que los seres humanos disponemos de diferentes tipos de carácteres que nos diferencian los unos de los otros? La respuesta está en la teoría de los 4 temperamentos básicos, que parte de la idea de que nuestra forma de ser depende de múltiples tipos de substancias, o bien “humores”, que circulan por nuestro cuerpo.

La teoría de los cuatro humores


Cargando... Un momento por favor...


Una de las primeras personalidades históricas en desarrollar la teoría de los 4 humores que más tarde daría paso a la de los carácteres fue el médico griego Hipócrates.


En torno a los siglos V y IV antes de Cristo, en la vieja Grecia que habitó Hipócrates, tenía mucha relevancia la creencia de que todo lo que existe en el mundo estaba compuesto por unos pocos elementos combinados entre sí. Hipócrates adoptó este punto de vista al proteger la idea de que el cuerpo humano está formado por 4 substancias básicas, también llamadas humores.


Para Hipócrates, estos humores son los siguientes:

  • Sangre, cuyo elemento asociado es el aire.
  • Flema, el factor del que es el agua.
  • Bilis amarilla, que corresponde al elemento fuego.
  • Bilis negra, asociada a la tierra.
Leer también >>  Sal, pimienta y limón pueden resolver estos 9 inconvenientes mejor que cualquier medicina


Pero Hipócrates no dejaba de ser un médico, y de ahí que hizo que esta teoría humoral entrase más en el campo de la medicina que en el de la psicología y la personalidad. Según él, el hecho de que en nuestro cuerpo se encuentren todas estas sustancias en equilibrio hace que estemos sanos, mientras que una descompensación en los niveles de los humores generaría enfermedades.


Fue Galeno de Pérgamo quien, en el siglo II a. C. realizó mayores esfuerzos para convertir la teoría de los humores en una teoría de los carácteres básicos.

La teoría de los temperamentos básicos


Galeno partió de la idea de que todo está constituido por la mezcla de 4 elementos y que cada uno de ellos de ellos corresponde a uno de los humores del cuerpo humano para finalizar aplicando esta visión a la primitiva sicología de aquella temporada.


Para este médico griego, los niveles en los que están presentes cada uno de los humores en un cuerpo humano explican los estilos de personalidad y temperamento de este, lo que quiere decir que observando las cantidades de estas sustancias se podría saber el estilo de comportamiento de una persona, de qué forma expresa sus emociones, etcétera



Los 4 temperamentos básicos propuestos por Galeno fueron los siguientes.

Cada vez somos más en nuestro grupo de Auto Coaching PNL en Telegram, "haz click aquí" para unirte y participar en la conversación :D

1. Temperamento sanguíneo


Las personas sanguíneas se caracterizan según Galeno por ser alegres, optimistas y buscar siempre y en todo momento la compañía del resto.


Muestran calidez a la hora de tratar con otras personas, su modo de actuar obedece más a los sentimientos que a las conclusiones generadas por el análisis racional. Además, cambian de parecer con facilidad y son poco dadas al comportamiento disciplinado, pues se guían por la busca del placer inmediato. De ahí que a menudo dejan cosas sin finalizar. Su elemento asociado es el aire.

2. Carácter flemático


El carácter flemático expresa una tendencia a un modo de portarse sereno y tranquilo y un modo de acercarse a las metas perseverante y basado en la racionalidad.


Según la teoría de galeno, las personas que resaltan por este tipo de carácter valoran mucho la precisión a la hora de pensar y de hacer las cosas, raramente se enfadan y no muestran demasiado sus emociones, llegando a parecer algo frías. Además de esto, acostumbran a mostrarse algo tímidas y evitar ser el centro de atención o mantener un rol de liderazgo. Según la teoría de los 4 temperamentos, a estas personas les correspondía el elemento agua.

tres. Temperamento colérico


Las personas que destacan por su temperamento colérico son en especial enérgicas, proactivas y también independientes. Muestran una tendencia a estar siempre dedicándose a una actividad o bien emprendiendo proyectos y defienden con ahínco sus opiniones y posturas ante las distintas situaciones que viven.

Leer también >>  Consejos ya antes de ir a la cama para dormir como un bebé


Además de esto, confían en su criterio y no temen entrar en confrontación con el resto, con lo que son asertivas y no rehúyen las posiciones de liderazgo. No obstante, si esta clase de temperamento es muy extremado puede dar pie a la aparición de muchos enfrentamientos y hostilidades. El factor con el que se las relacionó era el fuego.

4. Temperamento melancólico


Las personas con temperamento melancólico se caracterizan, según Galeno, por ser emotivamente sensibles, creativas, retraídas, abnegadas y perfeccionistas. De algún modo, este tipo de temperamento puede relacionarse con el concepto reciente de Personas Altamente Sensibles (PAS), aunque definido de modo considerablemente más equívoco.


Aunque encuentran placer en las labores que requieran esfuerzo y sacrificio personal, les cuesta decidirse a la hora de iniciar proyectos justamente por ese espíritu perfeccionista y por la preocupación que genera la inseguridad de no saber lo que pasará. Su humor cambia con facilidad y muestran una propensión a la tristeza. Su elemento es la tierra.

La teoría de los 4 carácteres y la psicología


La obra de Galeno ha sido un referente durante muchos siglos de historia, pero hoy día no se considera válida ni en la medicina ni en la sicología.


Los motivos son que, por una parte, no se elaboró sobre ideas y posturas filosóficas aceptadas hoy en día (la teoría humoral) y por otro lado, que el modo en el que se describen los diferentes carácteres es muy equívoca. Eso significa que si bien pueda ser inspirador ver reflejada la propia personalidad en alguno de estos tipos temperamentales, es realmente posible que una parte del interés que nos genere este fácil sistema de clasificación se deba al efecto Forer, tal como ocurre por ejemplo con el eneagrama de la personalidad.


A fin de cuentas, en la época de Galeno la psicología como ciencia no existía, y apenas se estaba empezando a comprender el funcionamiento del planeta y del cuerpo humano recurriendo a conceptos poco definidos, compuestos por múltiples ideas que, aunque de forma intuitiva podríamos relacionarlas entre sí, alén de esto no se puede justificar que estén unidas. Por servirnos de un ejemplo, no hay motivo por el que en el temperamento flemático deban aparecer unidos el carácter sereno y el modo perfecto de pensar racional. ¿Quizás no podría existir un carácter sereno y no racional?

El potencial inspirador de Galeno


Sin embargo, que la teoría de los 4 carácteres ya no tenga valía científica no quiere decir que no haya servido como inspiración para múltiples teorías de la personalidad en la sicología moderna. Muchos estudiosos de la personalidad se han basado en el concepto de carácter para desarrollar sus test y herramientas de medición de la personalidad, y en la actualidad se estima que la herencia genética tiene un papel esencial en nuestra forma de ser.

Los 4 carácteres del ser humano
5 (100%) 125 votos

Por favor, apóyanos compartiendo en tus redes sociales.
Cerrar menú